El desarrollo de ciudades inteligentes y qué tiene que ver blockchain con eso

El desarrollo de ciudades inteligentes y lo que blockchain tiene que ver con ello. Las ciudades inteligentes ya no son una característica del futuro. Cada vez más áreas están construyendo la infraestructura para hacer frente a los desafíos de la urbanización. La población urbana casi se duplicará para 2050, cuando representará el 68% de la población mundial total. Esto aumentará la necesidad de soluciones seguras, sostenibles y resilientes para proporcionar beneficios tangibles a todos los ciudadanos.
Muchas ciudades grandes y pequeñas ya implementan proyectos que permiten los servicios públicos digitales y una administración más interactiva. Combinan tecnología fácil de usar con planificación urbana innovadora, transporte y gestión energética.
Blockchain como marco para ciudades inteligentes
No hay una solución única para todas las ciudades inteligentes, ya que cada comunidad requiere soluciones diversas para sus desafíos de urbanización. Tener un conjunto único de reglas y mejores prácticas rígidas para las ciudades inteligentes es actualmente imposible. Sin embargo, la tecnología blockchain podría potencialmente proporcionar un marco para una mayor eficiencia.
Blockchain podría ser extremadamente eficiente para automatizar los servicios públicos y mejorar la calidad de vida en los centros urbanos.
Tomemos impuestos, por ejemplo. Si la ciudad tenía un libro de contabilidad digital donde cada propiedad estaba registrada junto con su información relevante (uso de servicios públicos, propiedad, saldo hipotecario, contratistas), las autoridades podrían calcular automáticamente los impuestos y realizar cualquier otra tarea administrativa requerida.
Al mismo tiempo, la cadena de bloques en cuestión se convertiría en una red segura para cada propietario de casa. Podrían pagar impuestos automáticamente, contratar nuevos contratistas, o vender o alquilar su propiedad. Todo sería posible desde una única plataforma que garantizara la seguridad de sus usuarios.
Las entidades públicas podrían lograr mucho implementando soluciones basadas en blockchain. Cada componente de la ciudad inteligente podría teóricamente estar conectado a la cadena de bloques.
Transporte público y estacionamiento
Los proveedores podrían usar blockchain para rastrear los sistemas de mantenimiento de bus en tiempo real y mejorar la seguridad del tráfico. Al mismo tiempo, las personas podían usar sus billeteras digitales para pagar el transporte público, y los automóviles podían integrar carteras digitales para pagar el estacionamiento de forma autónoma.
La tecnología Blockchain también podría usarse para implementar el sistema MaaS (Mobility as a Service), donde los ciudadanos tienen acceso a múltiples medios de transporte desde una sola plataforma para aumentar la eficiencia.
Energética eficaz
Un mercado de energía impulsado por blockchain podría hacer que cada propiedad sea más eficiente energéticamente. Utilizando los datos almacenados en la red, los administradores de propiedades podrían optimizar el consumo de agua y energía para hacer de cada edificio un entorno más saludable (y más barato) para las personas que se encuentran en el interior.
Transferencias de dinero y pagos inteligentes
Ciudadanos y empresas de todos los tamaños podrían usar blockchain para transferencias de dinero más rápidas y pagos instantáneos a pares y socios comerciales. La tecnología también podría facilitar los pagos municipales (incluidos el bienestar, la nómina de sueldos, los programas municipales o la asistencia).
Contratos inteligentes
Las autoridades podrían utilizar contratos inteligentes para automatizar los procesos burocráticos. Junto con las identidades digitales para los ciudadanos, los contratos inteligentes podrían ayudar a eliminar el papel de las instituciones públicas e implementar formas digitales de identificar a los ciudadanos, votar, pagar impuestos o probar la propiedad de los activos.
Transparencia
Los gobiernos y las administraciones locales podrían usar la tecnología blockchain para compartir información con el público de manera más eficiente. Los ciudadanos podrían entonces utilizar las aplicaciones para obtener acceso a datos precisos y fiables publicados directamente desde la fuente principal.
Esto ayudaría a aumentar la conciencia sobre la introducción de nuevos impuestos o decisiones presupuestarias municipales, por ejemplo.
Gestión de residuos
Las cadenas de bloques podrían utilizarse para rastrear el plástico a través del proceso de reciclaje en un intento de reducir su impacto en el medio ambiente.
Plastic Bank, por ejemplo, es un ejemplo de una iniciativa impulsada por blockchain para reducir el desperdicio y ayudar a las personas de las comunidades pobres.
Ciudades inteligentes en todo el mundo: Dubái
Dubai tiene como objetivo convertirse en el modelo de implementación de la economía inteligente para todas las demás comunidades a seguir. A través de la Iniciativa Smart City, Smart Dubai planea convertirse en la primera ciudad impulsada por blockchain para 2021.
Las autoridades locales buscan usar tanto blockchain como IA para eliminar documentos en papel de la ciudad en los próximos dos años.
Actualmente, están usando blockchain para acelerar las transacciones gubernamentales y proporcionar procesos de gobierno transparentes en todos los departamentos, incluyendo la policía, la salud y el transporte público.
Ciudades inteligentes e IoT (Internet de las cosas)
Las ciudades inteligentes y el IoT combinados son una industria que se espera alcanzar alrededor de 62 mil millones de dólares para 2026. Las tecnologías de rápido crecimiento transformarán las zonas urbanas como conocemos hoy en día en centros más eficientes, donde las personas puedan vivir mejor y beneficiarse de servicios digitales transparentes.
Blockchain y su capacidad para realizar un seguimiento del flujo de información y las transacciones podrían ser el pegamento que mantiene la red unida, permitiendo una comunicación efectiva entre autoridades y ciudadanos y una especie de “colaboración” entre humanos y tecnología.

Artículos relacionados